translate-post[prisna-google-website-translator]


como-controlar-la-ira-en-una-relacion-de-parejaTodos sentimos ira o rabia de vez en cuando en nuestras vidas. Hay personas que nos enojamos más rápido que otras y no tememos problema demostrando como nos sentimos. Pero la rabia o la ira, aunque hay veces es buena como signo de que algo esta mal y nos molesta, también sabemos que no es saludable. Podemos llegar a decir cosas sin pensar en el momento, y luego nos arrepentimos.

El problema es que las palabras hieren más que los golpes, y el daño emocional que hacemos puede dañar y afectar mucho a la otra persona. Controlar la ira en una relación de pareja es vital para su longevidad.

Controlar la ira en una relación de pareja es vital para su longevidad. Click To Tweet

En una relación es importante la comunicación y esta puede llevara a afrontar a nuestra pareja cuando no estamos de acuerdo con algo y si no tenemos cuidado podemos  llegar a decir palabras que hieren y que pueden dañar el futuro de la relación.  Porque  cada vez que decimos cosas por la rabia, esas palabras fuertes y esas heridas quedan en el corazón y estas son mas difíciles de sanar.

Pero cómo podemos hacer para evitar que la rabia continue apareciendo en nuestras vidas? es normal enojarse por cosas; no creo que eso se pueda eliminar.  Pero me refiero a la ira que nos sube la temperatura, nos pone la cara roja, y si fuéramos una caricatura podrían fritar un huevo en nuestra cabeza. Me refiero a esa.. la ira no saludable, la que nos afecta el sistema nervioso y las relaciones con los seres queridos.

Aquí te quiero compartir algunas técnicas que puedes practicar para controlar la ira en una relación de pareja.

 

1: DEJA QUE LA RABIA FLUYA, PERMÍTETE SENTIRLA PLENAMENTE.

Cuenta hacía atrás. Thomas Jefferson decía: “Cuando estés furioso, cuenta hasta 10 antes de hablar. Si estás muy furioso, cuenta hasta 100”.

Contar regresivamente nos permite desacelerar el flijo sanguíneo y el sistema nervioso, de manera que, cuando crece la rabia, comenzar a contar lentamente hasta cualquier número que parezca necesario, le da a tu tensión arterial y a tu ritmo cardiaco una oportunidad de normalizarse otra vez. A medida que el tiempo pasa, la “vigilia furiosa” disminuye.

2. TOMATE TU TIEMPO PARA EXPLORARLA Y TENER PERSPECTIVA.

como dejar la iraAntes de explotar, mídete a ti mismo y a tu nivel de rabia. Del 1 al 10 (siendo 10 el máximo de furia) ¿Dónde te ubicas? Si te das entre 5 y 10, necesitas distanciarte.
Explícale a tu pareja que necesitas procesar la información y que luego pueden reunirse de nuevo, cuando puedan mantener una conversación más saludable.

 

Con esto no estas evadiendo la discusión, sólo le das a tu cuerpo algún tiempo para centrarse (en vez de vomitar palabras que no has reflexionado apropiadamente y de las cuales, la mayoría de las veces, te arrepentirás más tarde)
Da un paseo, saca a caminar al perro, sal a correr, pinta, cocina – elige una actividad que te distraiga y le permita a tu cuerpo y a tu mente centrarse bien.

Es natural enfocarse en las necesidades que uno tiene insatisfechas. Y no es que sea impositivo o necesites atención especial, es sólo que te has sentido herido; y has buscado que otras personas te alivien en tu dolor porque no has estado seguro de poder manejarlo tú sólo.No es que seas egoísta, es que eres humano.

Pero la rabia sólo puede ser útil si estamos dispuestos a trabajarla y esto es algo mucho más fácil de decir que de hacer. Click To Tweet
3. CAMBIA TU HISTORIA.

En vez de decirte a ti mismo que has sido victimizado, repítete que usarás esa experiencia para crecer como persona.

En vez de decirte a ti mismo que tal persona se va a salir con la suya, reconoce que tu pareja viene con un pasado y que han sido heridos alguna vez. Generalmente lo que significa que esa persona en realidad está enfrentándose a su propio dolor y de ninguna manera está de verdad pagándola contigo.
Desde esa perspectiva, echa un vistazo a tus propias proyecciones: ¿No estarás furioso con tu pareja porque ha hecho algo que tú mismo has hecho muchas veces? Si es así, ver que alguien se comporta de un modo igual al tuyo y que te avergüenza a ti mismo, podría estar magnificando tus sentimientos actuales de rechazo.

No es sólo tu pareja o la situación presente lo que provoca tu rabia, sino tus propios juicios inconscientes sobre ti mismo. Click To Tweet
Si piensas que alguien es egoísta  –y crees que tú también lo eres– tienes que desentrañar y desenrollar esa historia y luego reescribirla.
Al cambiar tu propia historia, cambiarán tus reacciones a tus proyecciones, porque al ofrecerte compresión y solidaridad a ti mismo, podrás también ofrecerlas a otros.
¿Tú historia se centra en que alguien “te quitó” algo y temes que has quedado permanentemente incapacitado por lo que perdiste?
Cambia ese tipo de historia, que un evento único no represente una pérdida permanente e irreparable, sino más bien una experiencia aislada que no tiene por qué repetirse. No significa que has perdido algo que te afectará por siempre negativamente, sino que has experimentado una situación dura y desagradable, pero que superarás eventualmente.
Una vez que comprendes tú historia –tus creencias, tus proyecciones, tus miedos– puedes deshacerte de todo lo que obstaculiza tu poder y de las cargas emocionales que han mantenido los hechos objetivos en un oscuro fondo…junto contigo.
Por supuesto, esto no será fácil y puede tomar tiempo. Acepta que, así como los sentimientos y momentos difíciles son inevitables, algo de dificultad en este proceso también lo es.

Pero mientras le dediques tiempo suficiente a mirar tus historias, estarás haciendo exactamente lo correcto para liberarte de la rabia.

4.IDENTIFICA LO QUE PUEDES CONTROLAR

No puedes controlar lo que tu pareja hace o dice, sólo puedes controlar lo que tú haces, dices y como reaccionas a ello. Entonces, antes de hacer algo, haz un inventario de tus expectativas.

En la historia que te cuentas, ¿qué es necesario que suceda para que puedas tratarla objetivamente, más allá de tus sentimientos y/o emociones? ¿Puedes cambiar la historia y enfocarla en lo que harás efectivamente? ¿En lo qué puedes aprender para que el evento sea útil de alguna manera?

RSi te mantienes repitiendo que seguirás furioso hasta que te pidan perdón o te ofrezcan una disculpa, probablemente te quedarás anclado en la rabia, empezaras a cultivar resentimiento y cuando recuerdes que esa disculpa no fue ofrecida a tiempo: sólo habrás incorporado una nueva sensación de enojo.
Mejor cuéntate una nueva historia, diferente, más poderosa y efectiva, que se enfoque más en tu acción y no en el resultado.

Si tu pareja llega a hacer algo que te duela, hay algo proactivo que puedes hacer: Aprender de tu sentimiento herido y responder desde esa perspectiva. Esto no significa que puedas controlar lo que pasará una vez que eliges una opción proactiva. Sólo significa que has escogido empoderarte, fortalecerte a ti mismo, de tal manera que haga lo que haga la otra persona, siempre podrás preguntarte: “¿Cómo puedo actuar sabiamente en este momento, de acuerdo con lo que ya he aprendido al respecto?”.
Si te enfocas en tus acciones, inspiraciones, intuiciones y reacciones, le quitarás poder a la situación y/o a la persona que te ha herido o molestado. Click To Tweet

5. HAZTE RESPOSABLE DE ACTUAR SEGÚN LAS LECCIONES APRENDIDAS

¿Cómo librarte de la rabia cuando las cosas que te la provocan siguen ocurriendo y nada de lo que digas o hagas cambia la situación?
Si tu rabia te está enseñando que una relación no es sana y los muchos intentos para cambiarla no están funcionando, entonces tienes dos opciones:

  1. quédate así y continúa ignorando tus señales emocionales o
  2. salir de allí tan pronto como sea posible.

Si tu rabia te está enseñando que necesitas poner ciertos límites, tómate tu tiempo, establécelos y mantenlos activamente.

Si tu rabia te está enseñando que necesitas expresar tus necesidades de un modo diferente y mejor, acláralas y comunícalas efectivamente.

Identifica las lecciones constantemente y actúa según lo aprendido en ellas Click To Tweet

Cuando tu identificas lecciones constantemente y actúas según lo aprendido en ellas y lo que puedes controlar, refuerzas la sensación de que eres la víctima y puedes tomar el control 

lo cual ayuda en gran medida a minimizar las emociones  de rabia, la ira que se vuelva resentimiento y sentimientos negativos  y no saludables hacia tu pareja.

Conoces a alguien que pelee mucho con su pareja? comparte este artículo con ellos y guía como puede llegar a ser más feliz en su relación.

 


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.